¿Qué es tenencia responsable?

Tenencia responsable es la condición por la cual una persona asume la obligación de procurarle una adecuada provisión de alimentos, vivienda, atención de salud y amor durante toda la vida, evitando el riesgo que pudiera generar como potencial agresor o transmisor de enfermedades a la población humana, animal y al medio ambiente. Entonces ¿Qué debo hacer para ser un dueño responsable? Llevarlo al veterinario primero que nada para que lo revise y te diga en que condición de salud se encuentra. Seguir sus indicaciones y cumplir el rol de vacunación que te entregará. Vacunar anualmente y desparasitar cada 3 meses con antiparasitarios de amplio espectro, de esta manera previenes enfermedades de tu engreído y las transmitidas a las personas.


Proporciónale el alimento balanceado que su veterinario de confianza recomiende, de acuerdo con su raza, tamaño, condiciones médicas previas, alergias, etc. Recuerda que el alimento balanceado equilibra todos los nutrientes que tu engreído necesita. Es importante entregarle afecto, un espacio físico de desarrollo adecuado, seguro y alejado del frío, lluvia o calor excesivos. Debes compartir con tu engreído tiempo de juego, caricias, paseos y hábitos familiares que le permitan una adecuada socialización. De esta manera se fomenta la confianza de los animales y la posibilidad de identificar su posición en la manada.


Debes mantener limpio a tu engreído, tanto el lugar donde habita, los recipientes que utiliza para alimentarse como su propio cuerpo. Esto implica bañarlo con regularidad, de acuerdo con lo que su veterinario te indique y si se trata de un engreído de pelo largo, debes cepillarlo al menos 3 veces por semana. Debes recoger sus deposiciones. La calle, los parques públicos, los jardines de tus vecinos y las veredas no son un baño público. Recuerda que no solo es un tema de carácter cultural a través del cual demuestras tu nivel de educación y respeto sino de salud porque las heces de los animales transmiten enfermedades a través del aire.


Debes llevarlo en forma periódica al veterinario para mantener un adecuado estado de salud. Considera al menos realizar un examen general una vez al año entre los 2 y 7 años (sangre, orina, etc.) y en adelante, al menos 2 veces ya que a esa edad son considerados engreídos geriátricos y necesitarán un control más estricto de su salud. Aplicar productos para la prevención de pulgas y garrapatas cada 30 días. No sólo evita estas patologías sino también la transmisión de parásitos internos.


No debes, por ningún motivo, dejar que tu engreído salga sola. Ellos deben estar siempre acompañadas por su dueño u otro adulto responsable, siempre con correa, placa de identificación y bozal, en el caso de los perros considerados como “razas peligrosas” respetando la normatividad de cada distrito y la tranquilidad y seguridad de las personas. En el caso de las hembras en celo, se debe evitar que salgan de sus hogares. No lo olvides, la salud e integridad de tu engreído depende única y exclusivamente de ti.


Dr. Mijail Zuzunaga Dávalos

CMVP 5664

Médico Veterinario Principal

Veterinaria Patas y Colitas

www.patasycolitas.pe


6 visualizaciones0 comentarios